5 de marzo de 2014

El Supremo da la maternidad a la expareja de una lesbiana.

El tribunal argumenta que actuó como progenitora mientras ambas mujeres vivían juntas.

«Ningún poder jurídico puede separarnos».

«Después de siete años de luchas durísimas, y del desgaste económico y emocional, esto es una recompensa enorme». A través del teléfono, Maribel Blanco sonaba ayer aliviada. A partir de ahora, gracias a una sentencia del Tribunal Supremo, Blanco constará como madre del hijo biológico de su excompañera a pesar de no haber estado casada con ella. Este fue concebido mediante semen de donante, mientras las dos mantenían una relación.

Mas información.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche en este enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies